Blogia
MIRANDO AL SUR - augusto alvarado


GRACIAS A LA VIDA

<hr><h2><u>GRACIAS A LA VIDA</h2></u> por Raul Dargoltz
Master en Ciencias Sociales, investigador del Conicet, director, dramaturgo.

"Gracias a la vida que me ha dado tanto" cantaba Pablo Milanés la hermosa canción de Violeta Parra y allí me encontraba emocionado con las lágrimas en los ojos, sabiendo que era uno cualquiera en medio de esa multitud sin rostro, "...eramos briznas de multitud y el alma de todos nos redimía. Presentía que la historia estaba pasando frente a nosotros y nos acariciaba suavemente como la brisa fresca del río....el espíritu de la tierra estaba presente como nunca creí verlo", como lo hubiera descripto el gran Scalabrini Ortiz.

Y di gracias a la vida porque me permitía estar presente, cuando muchos de mis amigos que tanto lucharon ya no están. Ví a Monona, madre del dolor y a Luisin Garay, ex preso político, presidente de la Asociación de Familiares y Detenidos Políticos entregándole un presente al cantautor cubano y en ellos reconocí el rostro moreno y aniñado de Guilli Molinillo, admirador de los Beegees y de los Ovnis, preso por Musa Azar y desaparecido por la dictadura militar del 76.

Les pido disculpas, yo sé que soy reiterativo en mis criticas y recuerdos. Pero deseo que no se escape nuestra memoria por el fondo de nuestras conciencias ya que todos nuestros políticos van al cielo gracias a la Santa Justicia y no están presos ninguno de los corruptos, culpables o responsables del gran atraso provincial. Es por eso que no puedo dejar de acordarme del Protector Ilustre, Carlos Juárez y Su Señora, la Ilustre Nina y al gran aislamiento nacional que nos sometieron durante 50 años. Ya que por aquí durante sus reinados solo pasaron Frondizi en el interregno del gobernador Eduardo Miguel en el año 1959, María Estela Martinez de Perón cuándo Juárez asume en 1974. Carlos Menem que estuvo en el 91 (en Loreto y Frias) con Iturre y luego para apoyarlo a Duhalde con Juárez en el 99 y las fugaces visitas de De La Rua a Las Termas en el 2.000 y de Duhalde en el 2.003, apoyando la candidatura del señor K.

Este aislamiento, este destierro provocado ex profeso por el Matrimonio Ilustre y su gran corte de seguidores, por supuesto con la complicidad de los gobiernos nacionales, fue realizado para que en el País de las Maravillas no se adviertan las continuas violaciones a los derechos humanos, la pobreza y desnutrición de nuestro pueblo y los archivos secretos de Musa Azar.

Es por eso que reiteradamente este 25 de mayo, en el Tedeum y en el Parque Aguirre, me froté varias veces mis ojos porque me parecía extraño no ver flamear los corazones rojos, con Nina Corazón, o los carteles anunciando al Pololo o a la Cristi conducción, a los que siempre daban tanta Pena, o al poeta laureado Ruben Darío Moreno recitando "Honrar la vida". Esta vez no hubo chorizos, ni bolsines, ni camiones, ni colectivos transportando el ganado en pié. Vi familias enteras que llegaban al Parque Aguirre desde todos los rincones de la ciudad, del interior, de las provincias vecinas, llevando su carga de ilusiones y su esperanza en un futuro mejor y más digno. Como Tito, viejo radical, uno de mis mejores actores y amigos, que me contó alborozado que estuvo a 100 metros del palco, llevando sillas, sus hijos y 14 sandwiches de milanesa. Gracias a la vida que me permitió vivir ese hermoso espectáculo.

Y esa fiesta lo vivieron muchos santiagueños una sola vez antes. Yo era un niño cuándo el 28 de agosto de 1953, el general Perón nos visitaba al cumplirse los Cuatrocientos años de nuestra ciudad, invitado por el gobernador Francisco J. González. Los festejos se trasladaron un mes porque Evita había muerto el 26 de julio del año anterior. Perón, ante una enorme multitud, presenció el imponente desfile que cubrió todo el trayecto de la Avenida Irigoyen. Marcharon delegaciones militares con uniformes de época y más de cinco mil hacheros que parecían salidos de la misma selva santiagueña. "Las hachas que por fin cantaban" como lo describió magníficamente Luis Alen Lascano saludaron al ex Delegado Regional de la CGT y al líder de los trabajadores. Los peones viales le obsequiaron un cachorro de puma traído del monte santiagueño. En esa oportunidad González, acompañado por el líder justicialista, inauguró el Hogar de Ancianos, el Hospital de la Banda, el Mercado de Abasto, el Palacio de Gobierno, la Escuela Normal y el Portal de Entrada a la ciudad ubicado en la Avenida Belgrano. González murió preso por la Libertadora y empobrecido. Juárez y el sindicalismo obsecuente enterró en el olvido al gobernador obrero.

El señor K cumplió los dos años y se vino a festejarlo con nosotros. Festejó con el pueblo con un gran espectáculo artístico sus numerosos aciertos, como la política sobre los Derechos Humanos, la renovación de los Supremos de la Corte Suprema, el haber terminado con las relaciones carnales con los EE.UU. y mirado por fin a nuestras hermanas de América Latina. A la Venezuela de Chavez, a la Cuba de Fidel y al Mercosur. También manejó con maestría el tema de la renegociación de la deuda externa y hasta nos convenció que era el único camino posible para nuestro quebrado país que había recuperado el camino de la independencia económica y política, pese a que se sigue pagando puntualmente millones de dólares a la usura internacional. Sin embargo los errores y las asignaturas pendientes están a la vista. Sigue existiendo una política fiscal regresiva, que nunca hubo en los países centrales, que exige pagar los impuestos a los más pobres mientras que los ricos, las corporaciones y grupos económicos siguen sacando al exterior sus ganancias y dólares. No se redistribuyó la riqueza, la deuda interna que el país está exigiendo sigue impaga. Tampoco podemos decir que existe una política industrial, ni desarrollo o estimulo a las pymes. Dependemos de la soja que se exporta y que devasta nuestros bosques, nuestros campesinos y nuestros suelos. Es verdad que Gerardo recibió del gobierno nacional una gran inyección económica en obras, pero no nos engañemos, de ninguna manera constituyen los cimientos para una reactivación de nuestra economía regional.

Pero como dice mi amigo el Gallego, El señor K. por lejos es lo mejor que hemos tenido desde que salimos de la dictadura militar, sobre todo si lo comparamos con la corrupción y entrega del menemismo y delaruismo, sobresueldos, diputados truchos y Maria Julia en libertad, incluidos.

La tierra de los mansos ha empezado a crujir y su fuerza todavía tímida,ha comenzado a marcar el camino por dónde quieren transitar los próximos años. El pueblo está pidiendo una democracia real, una justicia independiente sólo esclava de la ley y el derecho, un Estado garante del bien común y el destierro definitivo de los paternalismos y señoríos autoritarios.(1)

Recordaremos siempre este 25 de Mayo del 2.005. Fue el día que con Pablo Milanés pisamos las calles de Santiago nuevamente y nos detuvimos a llorar por los ausentes, fue el día que llegó el Pingüino patagónico, con su Bella Dama, a abrazarse con sus hermanos del norte, a beber del sol santiagueño, a manifestarle al país entero que el interior también existe y que ese día de mayo Dios decidió dejar el puerto y trasladarse, por fin, a la madre de ciudades.

Nota:

(1) Dargoltz R, Gerez O, Cao H, Vaca J : "Santiago . El Ala Que Brota", Edit. Utopias y Sueños, Buenos Aires, 2.005
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres